8 de abril de 2019.- La candidata del Partido Popular al Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Salud Gil, enfatizó este lunes 3 de abril que la accesibilidad universal es una herramienta “de justicia social” que facilita el cumplimiento de derechos de todas las personas, en especial, de las que tienen algún tipo de discapacidad.

Gil, que ofreció una rueda de prensa acompañada de la concejal popular Gloria Marrero, afirmó que aspira a que Las Palmas de Gran Canaria sea “un referente en materia de accesibilidad a nivel nacional e internacional”, para lo que dijo volverá a implantar una concejalía específica que asuma estas tareas, como ocurrió en el período 2011-2015.

“Se trata de una herramienta que nos iguala y que sirve para hacer justicia”, dijo, para lo que la candidata popular aseguró que hará junto a su equipo un plan específico y “una estrategia de diagnóstico para detectar las barreras fisicias, psíquicas y sensoriales que existen en el municipio”, para después luchar contra ellas.

“Recuperaremos las herramientas digitales para saber dónde esta ciudad es accesibile y donde no”, en referencia a la actualización y dotación de más utilidad de la aplicación LPA Accesible. Asimismo, dijo, no podemos permitir que haya gente que a causa de las barreras arquitectónicas no salgan de su casa” en lugares como Schamann, San Juan, San Nicolás o San Roque.

La accesibilidad universal no solo es “esencial” para el 10% de la población, que padece algún tipo de discapacidad, sino que además es necesaria para nuestros mayores. “Hay más de 80.000 personas en Las Palmas de Gran Canaria con más de 65 años, pero también parejas jóvenes con sus carros que no pueden salir de casa”, motivo por el calificó de “indispensable” disponer de un municipio que permita a las personas desplazarse de forma autónoma, segura e independiente.

Por su parte la concejal Gloria Marrero explicó que no se ha avanzado nada en estos cuatro últimos años, “incluso se han dado pasos atrás”, lamentó la edil, quien dijo que es frecuente que vaya por la calle recibiendo peticiones “por cuestiones tan simples como eliminación de bancos, que impide hacer vida normal a personas mayores o con problemas de movilidad”.

“La ciudad ha hecho nuevas obras en las que no se ha puesto, por ejemplo, el pavimento señalizador para ciegos adecuado. Y uno de los ejemplos son las obras de la Metroguagua”, concluyó Marrero.

 

0 Comments

Leave a Comment