La portavoz del Partido Popular (PP) en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, Pepa Luzardo, ha denunciado hoy, viernes 13 de diciembre, que “por segundo año consecutivo”el alcalde Augusto Hidalgo no ha publicado la convocatoria de ‘Subvenciones para gastos de la vivienda habitual’, conocido popularmente como IBI Social,la ‘medida estrella’ del denominado por el propio regidor como “paquete social” del Partido Socialista en la capital.

Luzardo, que ofreció una rueda de prensa junto a Ángel Sabroso y Rosa Viera, recordó que el IBI Social fue anunciado “a bombo y platillo”, invirtiendo “cantidades ingentes de dinero público”en los medios de comunicación, enviando 25.000 cartas y haciendo una ‘tourné’ por los barrios más desfavorecidos del municipio, potenciales beneficiarios de esta ayuda.

Después de decenas de páginas de periódico con publicidad pagada a costa del contribuyente, vemos cómo por segundo año consecutivo esta subvención se ha esfumado.De repente Hidalgo parece haber olvidado qué era eso del IBI Social, que solo se convocó en 2016 y 2017”, subraya Luzardo.

En 2016, cuando la ayuda tenía que haber alcanzado a 25.000 personas, apenas fue solicitada por 7.000, de las que tras estudiarse los expedientes fueron aceptadas 5.200. “Peor aún fue en 2017, cuando siguió decreciendo hasta quedarse tan solo en 2.700 solicitantes”, lamenta la edil, quien puntualiza que ni una sola de esas ayudas ha sido abonada aún.

“En el pleno de octubre se llevó un reconocimiento de crédito para pagar la deuda de 394.000 euros y poder abonar las primeras ayudas de 2016. Tres años más tarde es cuando los beneficiarios empezarán a recibir el dinero. Es una tomadura de pelo tan grande que se entiende que no hayan vuelto a convocar estas ayudas para el pago del IBI”,enfatiza Luzardo.

La líder popular lamenta que esta situación “no sea más que un suma y sigue del fraude social que representa Hidalgo y sus socios”. A lo que debe unirse la devolución de fondos del Gobierno de Canarias para la lucha contra la pobreza infantil; la bajísima ejecución del presupuesto social; el destino de fondos sociales para fiestas y jolgorios, como el concierto de Ricky Martin; el cierre de unidades técnicas de Servicios Sociales como Cruz de Piedra o el recorte de horarios, como en el Distrito Isleta-Puerto Guanarteme o la inexistencia de otras medidas anunciadas a bombo y platillo como el bono social del agua o la oficina antidesahucios.

“Después de cuatro años y medio de gobierno se le ha caído la careta a Hidalgo, que no puede hablar de un gobierno social cuando es justo lo contrario.  El IBI Social sirvió al final para orquestar otra gran campaña de publicidad, en la que lleva gastada más dinero, por ahora, de la que se ha dedicado a ayudas reales en concepto de IBI Social, algo sencillamente indecente”, concluye la portavoz de los populares.

0 Comments

Leave a Comment